jueves, 2 de junio de 2011

Hacerse el sueco

Muchas veces cuando mi mujer me habla hago como si no la escuchase, mejor dicho, como si no la entendiese, como si yo fuera sueco y no conociera su idioma. Esta parece la explicación mas verosímil de esta frase hecha, pero no, la realidad es un poco mas tortuosa. El sueco de esa frase no proviene de Suecia, si no de la palabra latina soccus que se traduciría por tronco o trozo de madera. De esta palabra derivan las palabras españolas zueco y zoquete. Esta última es la que utilizamos en hacerse el sueco, así pues seria hacerse el zoquete, el despistado, el tonto. Eso es lo que hago yo en la situación descrita antes porque tarde o temprano me toca enterarme de lo que me esta diciendo.

1 comentario:

  1. De ahí vendrá "soca", en valenciano tronco o tocón.

    ResponderEliminar